La Parroquia de San Antonio restaura la imagen de Nuestra Señora del Patrocinio

El pasado miércoles, 13 de enero, se presentó a los fieles la imagen restaurada de Nuestra Señora del Patrocinio, antigua y valiosa imagen que preside el retablo mayor de la parroquia de San Antonio de Padua de la ciudad de Cádiz. La imagen presentaba gravísimos deterioros que reclamaban su inmediata restauración. Ésta ha sido posible gracias a la generosidad de los fieles, cuyos donativos han sido recogidos en los últimos años.

Los trabajos han sido realizados por los restauradores Pilar Morillo y Álvaro Domínguez, siguiendo criterios absolutamente científicos, y aplicando procedimientos reversibles. Como siempre, los resultados han provocado general admiración.

La imagen permanecerá temporalmente expuesta, hasta finales de enero, en la capilla de la extinta Archicofradía de Nuestra Señora del Patrocinio, para que pueda ser contemplada desde todos los ángulos.

Además, para celebrar esta esperada restauración la comisión para la conservación y puesta en valor del patrimonio parroquial ha organizado un ciclo de conferencias, que comenzaron el pasado miércoles con El significado y origen de la advocación del Patrocinio de Nuestra Señora, a cargo del profesor Lorenzo Alonso de la Sierra Fernández, quien ofreció una espléndida disertación sobre aspectos teológicos, históricos y artísticos de esta advocación mariana.

Así, el próximo miércoles, 20 de enero, a las 20.30 horas, el historiador Carlos Maura disertará sobre la relación de la familia Roldán (Pedro y Luisa, “La Roldana”) con la parroquia, a través de la ponencia La familia Roldán y la parroquia de San Antonio. Por último, el 27 de enero, a las 20.30 horas, tendrá lugar la última de las conferencias, a cargo de los restauradores Pilar Morillo Pérez y Álvaro Domínguez Bernal, quienes explicarán con todo detalle el proceso de restauración al que ha sido sometida la imagen, bajo el título Restauración de la imagen de Nuestra Señora del Patrocinio.

La parroquia de San Antonio de Padua agradece la colaboración y el esfuerzo de quienes están haciendo posible la recuperación de diversos elementos de nuestro patrimonio histórico-artístico. Un bien no sólo para la propia parroquia, sino para nuestra Diócesis y nuestra ciudad.

Comentarios cerrados.